viernes, 13 de febrero de 2009

Natybiscocha


La caja de fotos celeste me gustó siempre porque me sumerge en mis recuerdos. Es un acto íntimo.
En la caja de fotos celeste encontré esta foto y , confieso, me asusté un poco, al punto que un escalofrío me subió por la espalda, porque pensé: era biscocha y nadie me lo dijo! Un recuerdo no recordado? un secreto? help!
Al toque me di cuenta (al recorrer el resto de la foto) que era el cumpleaños de mi vecino Néstor, y habíamos armado una escena. Pero ya era tarde, se me activó el botón de la ficción.

Crear un mundo en primera persona no es nada trivial, es una forma de denunciar la ilusión de la representación.
El teatro documental y mis perfomances me hacen pensar que el trabajo en primera persona es una forma de tramitar mi relación con el entorno. De recuperarme a mí misma. Indica otros comienzos.
Los que me conocen dicen que cuando miro con amor se me chinga el ojo izquierdo para el lagrimal. En algunas fotos creo distinguir esa desviación que me hace parecer más frágil.

La ambiguedad de las confesiones en beneficio de la ficción (autoficción diría Serge Doubrosky).
La vida es ficción. La verdad también, también?.
Entonces soy bizca.
Bizca.

5 comentarios:

querés melón? dijo...

que linda la caja celeste

laura dijo...

lo de la bizcocheada es novedad, pero ya veo que desde pequeña llevás el peinado de mafalda.. abrazo grande nati!!!

Natalia Martirena dijo...

si!! una moda que no pasa! un clásico!si hubiera tenido el pelo de Marcote me lo cortaba así pero tengo mucha peluca ahora se dice algo asi como Frezzing ....

Bárbara scotto dijo...

Supongo que La caja celeste cual caja de Pandora arremolina el Yo, la memoria, la imagen de la memoria, tus ojos bizcos, y la tarde de cumpleaños! A la espera de más fotis!

Eva dijo...

Hola Natalia!
Yo también tengo una caja celeste de fotos y cartas, y también un monton de fotos de ese color raro de la infancia en los '70, y cada vez que la abro se activa el boton de la ficción en primera persona...