domingo, 7 de junio de 2009

Acto de resistencia



Joseph Nadj y su devoción por lo existente.


John Berger en "Unos pasos hacia una teoría de lo invisible" nos dice:

..."El secreto era entrar en lo que estuviera mirando en ese momento- un cubo de agua, una vaca, una ciudad (como Toledo) vista desde arriba, un roble-y, una vez dentro, disponer del mejor modo posible su apariencia. Mejor no quería decir bonito o más armonioso, ni tampoco más típico, a fin de que el roble representara a todos los robles. Sencillamente quería decir hacerlo más suyo, de modo que la vaca o la ciudad o el cubo de agua se convirtieran en algo claramente único.


Cuando una pintura carece de vida se debe a que el pintor no ha tenido el coraje lo suficiente para iniciar una colaboración. Se queda a una distancia "copia".

Acercarse significa olvidar la convención, la fama, la razón, las jerarquías y el propio yo. También significa arriesgarse a la incoherencia, a la locura incluso. Pues puede suceder que uno se acerque demasiado, y entonces se rompa la colaboración y el pintor se disuelva en el modelo.

La ilusión moderna en relación con el arte (una ilusión que la posmodernidad no ha hecho nada por corregir) es que el artista es un creador. Pero es más bien un receptor. Lo que parece una creación no es sino el acto de dar forma a lo que se ha recibido.
Intentar pintar hoy lo que de verdad existe es un acto de resistencia generador de esperanza."

4 comentarios:

Eva dijo...

La colaboración entre el artista y el mundo: qué buena clave para pensar el arte que tiene vida.

Natalia Martirena dijo...

si, de a poco se te corren los criterios estéticos con los que fuiste armado. No hay menos rigor hay menos copia y ahí no queda otra que salir pa¨fuera

andadimelo dijo...

Gracias, por este trocito de J. Berger. Sabes? el estuvo en el pueblecito de Goya, documetándose, Escribe mucho sobre Goya. Cuando me enteré, dió la casualiad que estaba cerca, salí disparada para Fendetodos que así se llama el pueblo. Al llega allí, se había ido hacía nada. En fin, tampoco se qué hubiera hecho de haber podido encontrámelo de frente, quizá sólo mirarle.... sólo con eso aprendría algo, seguro.
Eran otros tiemp

http://www.lecturalia.com/libro/1082/el-ultimo-retrato-de-goya
http://www.elmundo.es/papel/hemeroteca/1996/04/30/cultura/105422.html

Natalia Martirena dijo...

gracias por tus coments, hacen bien, me ponen contenta!!! de lejos pero cerca